BLOG

viernes, 20 de marzo de 2015

El Patio Maravillas resiste a su desalojo.

Centenares de vecinos acuden a la llamada en defensa y contra el inminente desalojo del espacio social y cultural situado en la calle Pez del barrio de Malasaña. 

Galería de imágenes

Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas / Marzo 2015, MADRID.
Al igual que sucede en muchos barrios céntricos de las ciudades de Europa, en Malasaña vemos cómo los alquileres de las viviendas suben de forma desorbitada excluyendo a sus habitantes, cómo los comercios tradicionales del barrio son sustituidos por establecimientos dirigidos a un perfil de gente con un alto poder adquisitivo o cómo los espacios culturales, como eran los antiguos cines Luna, son sustituidos por gimnasios dirigidos a los nuevos perfiles de consumidores que vienen poblando el barrio en los últimos años.

Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas / Marzo 2015, MADRID.
Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas / Marzo 2015, MADRID.
Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas / Marzo 2015, MADRID.
Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas / Marzo 2015, MADRID.
 Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas. Una joven observa el eclipse de sol / Marzo 2015, MADRID.
El propio caso del Patio Maravillas es un ejemplo paradigmático: el edificio de la calle Pez 21, en el que actualmente nos encontramos, recientemente fue adquirido por la empresa Nivel29, que ha promovido la apertura de un espacio en el barrio de Malasaña conocido como Mercado de San Ildefonso, el cual bien podría ser clasificado como estandarte del “barrio marca”, es decir, la idea de convertir las calles del barrio en meros escaparates y arrebatarlas de su condición como lugar popular de encuentro.
Vecinos y activistas se movilizan para evitar el desalojo del Patio Maravillas / Marzo 2015, MADRID.
Chocolatada incluida para evitar el desalojo del espacio / Marzo 2015, MADRID.

No hay comentarios:

Publicar un comentario